Codorniz Tasmana

La codorniz tasmana es originaria de Australia y es un ave galliforme que forma parte de la familia “Phasianidae” y su nombre científico es “Coturnix ypsilophora”. A la fecha no se conocen subespecies, sin embargo se distinguen dos tipos las salvajes y las domésticas.

En la actualidad podría decirse que esta especie tiene riesgos de extinción ya que en algunos lugares se encuentra extensamente diseminada, logrando sobrevivir a través de los años, mientras que en otras zonas, la población de la especie ha disminuido considerablemente. La codorniz tasmana está en la categoría de especies con “menor preocupación” por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza en la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN.

Tamaño y características de la Codorniz Tasmana

La codorniz tasmana es un ave regordeta que puede alcanzar entre los 17 a 22 centímetros y un peso de 75 a 140 gramos. Su color es variable, siempre en tonalidades marrones, el macho es de color marrón rojizo con tonalidades negras en la cabeza y la parte superior del cuello, al igual que en la espalda y las alas. Las partes inferiores tienen tonalidades que van desde el beige o rojizo al marrón oscuro, sin embargo siempre presentan una delgada restricción negra en forma de galón.

Su cola es corta y de una tonalidad marrón oscura con una barrera en tono amarillo. Por su parte, la hembra es de una tonalidad más pálida. Sus mejillas tienen un tono de marrón más claro y su pico es de color marrón grisáceo.

La codorniz tasmana es un ave terrestre, y prefiere esconderse o correr en antes que volar. Es común encontrarla en pequeños grupos y si se asustan se dispersan en varias direcciones para luego agruparse una vez que ha pasado el peligro.

En donde vive la Codorniz Tasmana

Es una especie habitual de las zonas agrícolas, pastizales, matorrales y humedales de agua dulce, en casi la totalidad de norte, este sureste y suroeste de Australia, así como en la isla de Tasmania.

Aunque es nativa de Australia, se ha extendido a algunas zonas de Asia, principalmente en Nueva Guinea y las islas menores de Sonda y Tasmania. Sin embargo ha logrado ser introducida en Fiji y Nueva Zelanda principalmente para convertirla en una especie para uso agrícola, ya que requiere pocos cuidados.

En Australia es habitual de tierras bajas, sin embargo en Nueva Zelanda se puede encontrar en altitudes de hasta 1000 metros y en Nueva guinea hasta 3700 metros. Su introducción en Nueva Zelanda data de los años 1860 y 1870 y en la actualidad es habitual de la Isla Norte y algunas islas aledañas a la costa.

Subespecies de la Codorniz Tasmana

No se conocen subespecies de la Codorniz Tasmana, sin embargo, se pueden diferenciar dos tipos de codornices tasmanas: las domésticas y las salvajes. La diferencia entre ambas radica en el hábitat, ya que las salvajes suelen vivir en áreas cercanas al río y zonas abiertas que tengan gran cantidad de vegetación para que puedan camuflarse de sus depredadores.

Comportamiento de la Codorniz Tasmana

La codorniz tasmana se adapta perfectamente al cautiverio por tanto es muy bien valorada, además no requiere mayores cuidados ni un presupuesto elevado de mantenimiento. Solo requiere una jaula o corral de pequeñas dimensiones, con espacio necesario para que pueda caminar y que además disponga de bebedero, comedero y arenero.

Convive perfectamente con otras especies, sin embargo a la hora de la reproducción es posible que se presenten problemas entre las hembras ante la presencia de un solo macho en el corral. Por tal razón los criadores suelen separar a los ejemplares para que formen una pareja monógama y evitarse que las hembras se tornen agresivas. En cautividad puede llegar a vivir más de 10 años y de poner una gran cantidad de huevos al año.

La reproducción se produce en primavera, y la nidada puede llegar a la media docena o más huevos, los cuales colocan en un nido raspado y de poca profundidad en el suelo, frecuentemente oculto entre la hierba o arbustos.

El periodo de incubación es aproximadamente de tres semanas, y las crías suelen ser precoces, aunque son cuidadas por ambos padres por un periodo de tiempo. Luego de dos semanas, el macho asume el rol de vigilante para que la hembra comience con el próximo nido.

¿De qué se alimenta esta especie?

La codorniz tasmana, al igual que otras de la misma familia, se alimenta principalmente de semillas, así como de pequeños insectos invertebrados, larvas, hormigas, entre otros.

https://www.youtube.com/watch?v=3VJltW52iS4

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *