Quebrantahuesos

¿Has oído alguna vez acerca del quebrantahuesos? No se trata de un fortachón que vendrá a atacarte y romper tu esqueleto, tranquilo, aunque su tamaño puede espantarte un poco. Se trata de una inmensa ave cuya apertura de alas puede medir hasta tres metros de extremo a extremo. Al Gypaetus barbatus (La traducción literal al español es buitre barbado, debido a ser una especie de buitre única con plumaje en la cabeza) se le ve constantemente en los pirineos españoles.

Su nombre está determinado por su comportamiento particular de elevar huesos y caparazones hasta grandes alturas para soltarlos, de forma que estos se partan al estrellarse contra el suelo o las rocas y hacer estos más aptos para la ingesta, representando todo esto un particular mecanismo de preparación para la alimentación entre las aves rapaces.

Respecto a su coloración, a nivel de la cabeza, en el adulto se observan plumas blancas o de un pálido color crema, en cuanto a su espalda, alas y cola, generalmente presentan un color gris oscuro y a su vez están finamente surcadas por líneas blancas, las plumas del vientre poseen coloración anaranjada de diferente intensidad.

Sus uñas son bastante fuertes, no obstante, estas carecen del aspecto de garra típico de las aves rapaces. Existen cierta variedad de subespecies de esta ave a lo largo de su distribución geográfica, tal es el caso de la especie Gypaetus barbatus barbatus, que presenta ligeras líneas negras alrededor de los oídos.

¿En dónde vive el Quebrantahuesos?

Hablamos de un ave que se ha adaptado a vivir en los más templados ambientes de montaña. Es por ello que se le encuentra en los sistemas montañosos de Europa, Asia y África. ¿Has oído hablar sobre el Himalaya? Pues, parte de la población más importante de aves “quebrantahuesos” habitan en sus cercanías. Estas aves dependen particularmente de vientos apropiados que faciliten su desplazamiento en toda la extensión de su territorio de alimentación.

En Europa, como ya se dijo, se encuentra en los Pirineos, y también en las regiones de Còrcega, Creta y los Balcanes. Se estima que casi la mitad de las parejas reproductoras se encuentran en España, siendo esta la población más importante de estas aves en el continente europeo.

 Existe un patrón de desplazamiento relativamente circular de aves, especialmente las juveniles y adultos no reproductores en el Pirineo. En verano, se da un desplazamiento de éstas hacia el norte, mientras que en el invierno la migración es hacia la vertiente sur.

¿Cuánto vive un Quebrantahuesos?

La esperanza de vida del Quebrantahuesos puede variar según su actividad y hábitat, ubicándose en un alrededor de 20 años cuando estos se encuentran en su vida salvaje. Aquellos que se encuentran en cautiverio han alcanzado incluso hasta cuatro décadas de vida.

Respecto a las amenazas a las que se ve expuesto, se encuentran la caza ilegal, los accidentes con las vías de electricidad cuando se acercan a zonas de actividad humana y un gran problema connatamente reclamado por los grupos protectores de la fauna: la contaminación con sustancias químicas. Esta ave ha sido perseguida bajo argumentos poco convincentes que le relacionan con el ataque al ganado y otras especies, siendo incluso acusada de atacar personas.

Estos factores han colocado al Quebrantahuesos en un estado “casi amenazado”, según la Unión Internacional de Conservación de la Naturaleza. Diversos planes se conversación se han ejecutado con el fin de preservar a la especie.

Entre las labores más destacadas encontramos los programas de alimentación suplementaria y el radioseguimiento de las especies ejemplares. También se ha buscado presionar la implementación de políticas en contra de la caza indiscriminada de especies.

En España, país con la representación más número de especies Gypaetus barbatus, se incluye en el Libro Rojo de las aves como “En peligro” y aparece en la categoría de “En peligro de extinción” en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas, es por esto que ciertas regiones se están implementando proyectos de cría en cautiverio, con esta iniciativa se busca garantizar el aumento vigilado y persistente de la población de la especie.

¿Destaca en algo por su comportamiento?

Se le ha notado compitiendo por los lugares para nidificar con el buitre leonado (Gyps fulvus). Posee una gran aptitud para el vuelo. La reproducción de esta especie es baja, ya que fracasa aproximadamente la mitad de las parejas que inician la reproducción y el resto produce por lo general un solo pollo al año. Los lugares utilizados por el quebrantahuesos para destruir las piezas óseas hasta hacerlas consumibles se conocen como “rompederos”.

¿De qué se alimenta esta especie?

Se encuentra en el último eslabón en el aprovechamiento de las carroñas, de las que consume sobre todo tendones y huesos. Eventualmente pueden dar muerte a pequeños vertebrados o parasitar a otras aves, obligándolas a entregarle el alimento que transportan.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *