Colibrí de Ana

Colibrí de Ana

El nombre del Colibrí de Ana, viene del nombre Ana o por Anna Messena, una mujer que vivió entre 1802 a 1887 en Europa. Fue una de la prestigiosa hija de un general militar, se casó con el segundo Duque de Rivoli, lo que le sirvió para convertirse en la Duquesa de Rivoli. Por tal motivo esta ave lleva su nombre.

Colibrí de Ana

Tamaño y Características

Dentro de la familia de los colibríes podríamos decir que es un ave de tamaño medio, ya que mide de 9 a 11 centímetros de largo cuando están bien desarrollados, pero según esto puede ser en la región en la que vivan los cuales pueden ser más grandes o más pequeños. El dorso es de un color bronce mezclado con verde, con el pecho de color plomo pálido y los flancos verdes.

Su pico es largo, recto y delgado, además de muy fuerte. El macho destaca porque tiene una corona y garganta de un color rojo carmesí iridiscente, con una cola oscura con unos puntos que pareciera que se le dibujara una y griega. La hembra, por su parte, no tiene el rojo del cuello y la zona inferior es más verdusca.

Los colores que poseen cada uno de los ejemplares de colibríes que se encuentran distribuido por la zona, variaran en base a su entorno. Gracias a estos colores el ave podrá encontrar un medio con el que podrá camuflajearse de los depredadores, ya que constantemente son muy buscadas.

 

En donde vive

El Colibrí de Ana o Calypte Anna, es una especie de colibrí que habita sobre todo en América del Norte, pero también se puede encontrar en el norte de México y el sur de Canadá. Sobre todo habita en zonas boscosas abiertas y de matorrales, aunque se ha adaptado muy bien a vivir en los jardines urbanos. Actualmente se estima que la población está compuesta por 1.500.000 ejemplares.

Siendo que es un ave territorial que no le gusta nada compartir su zona con otros colibríes, ya que el tener que buscar nuevos lugar para dormir, esconderse o comer es algo que le resulta muy difícil. Por ello, solapan su territorio y lo defienden a costa de su vida. No obstante si hay bastantes alimentos, es posible que permita a otro colibrí y compartan su espacio.

Subespecies del Colibrí de Ana

Según informaciones suministradas sobre el Colibrí de Ana, no se le encontraron ninguna relación para informas cuales son las subespecies, se podría decir que son aves muy solicitadas por el ser humano ya que poseen unas características bien llamativas las cuales permiten que se hayan utilizado como aves de exhibicionismo

¿Destaca en algo por su comportamiento?

Durante los meses de invierno estos emigran a Britih Columbia y Arizona, en donde comenzaran el proceso de cortejo de su pareja y pasará el proceso de apareamiento. De hecho, es una de las especies de colibríes que más se esfuerza por crear un noviazgo favorable. Una vez que el apareamiento ha tenido éxito, la pareja se va por caminos separados.

El macho se ira a buscar más hembras con las que aparearse antes del final de la temporada, mientras que la hembra es la encargada de buscar los materiales con las que fabricara el nido los cuales elaborado en forma de una copa. Luego la hembra pone los huevos, lo cuales son de un máximo de dos.

Colibrí de Ana

 

Esta ave es capaz de vivir en zonas muy frías, gracias a que son capaces de disminuir el ritmo de su corazón. Pueden conservar así energía y mantener el calor corporal. Un tipo de proceso que se le parece a la hibernación pero no es una hibernación real. Pueden usarlo todas las noches para mantenerse vivos, durante los meses de invierno.

Debido a que es un ave que está acostumbrada a vivir en los jardines y muy cerca de los humanos, se ha convertido en el objetivo de una de las mascotas más comunes. Suelen ser cazados por los gatos salvajes y domésticos por la noche, cuando ya están durmiendo, aunque no se lo comen.

¿De que se alimenta esta especie?

El principal fuente de alimento esta en el néctar, como el resto de sus compañeros. Su lengua cuenta con un mecanismo que le permite obtener fácilmente el néctar de las plantas, una manera rápida y sin usar mucha energía. También se alimentan de pequeños insectos voladores con alas, que hayan encontrado por la zona. Pero también pueden buscar algunos en ramas y las hojas de los arboles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *