Tucancito negro

El tucancito negro es un ave perteneciente a la familia de los tucanes (Ramphastidae), cuyo nombre científico es “Selenidera spectabilis”, también conocido con otros nombres, como tucancillo orejiamarillo o pichilingo negro. Podemos encontrarlo en las selvas de Colombia, Ecuador, Panamá y Honduras. En la actualidad, no existen subespecies reconocidas del tucancito negro.

Actualmente, no está clasificada como un ave en peligro de extinción, sin embargo, no existen registros sobre cuál es la cantidad exacta de aves de la especie que habitan en la actualidad en América Central. A pesar de todo esto algunas personas lo comercializan como un ave exótica.

Para tener al tucancito negro como ave doméstica es necesario obtener ciertos permisos especiales, además de estar seguro de ser capaces de ofrecerle un entorno acogedor dentro de la que será su jaula.

Tamaño y características

Esta ave mide entre 38 y 44 cm, y su pico puede llegar a alcanzar entre 8 y 10 cm de su longitud total. Pesan, aproximadamente, 220 gramos, siendo un ave un considerablemente más grande que otros de la especie.

No existen diferencias notorias entre el macho y la hembra, más que el tamaño, ya que el macho es ligeramente más grande que la hembra.

El dorso del tucancito negro así como sus alas presentan un tono verde oliva brillante, y la cabeza y las partes inferiores de color negro. Tienen dos penachos auriculares de color amarillo, así como mechones de color amarillo en sus flancos que se asemejan a una oreja.

Los muslos de esta ave son de color castaño, y tienen la región infracaudal roja. La base primaria de sus plumas es negruzca, y, hacia la cola, sus plumas se tornan de un color gris pizarra azulada, similar al color de sus patas.

Su iris es de color rojo intenso. Su cara es de una tonalidad verde amarillenta, fosforescente, y se vuelve azul turquesa sobre el ojo y de una tonalidad anaranjada-amarillenta en su región malar. El pico de estas aves es de color cuerno fusco.

¿En dónde vive el Tucancito negro?

El tucancito negro habita en la copa de los árboles de los bosques húmedos, a una altitud de entre 300 y 1500 metros de altitud, razón por la cual esta ave puede ser bastante difícil de divisar. El Tucancito Negro es originario de Centroamérica, localizándose desde Honduras, y expandiendo su hábitat hasta el norte de Sudamérica, en Colombia y Ecuador.

También podemos encontrarlo habitando en selvas, tierras bajas y en montañas. A pesar de que ha demostrado una gran preferencia hacia los niveles más altos de la vegetación, es posible encontrar al tucancito negro a cualquier altura en la espesura de la selva, incluyendo también los márgenes de esta.

Comportamiento del Tucancito-negro

Se puede encontrar a esta ave asentándose en parejas o grupos pequeños conformados por 2 o 4 individuos durante la mayor parte del año, aunque no tienen ningún problema en permanecer solos. Después de la época de cría se pueden asentar en grupos más grandes, de entre 4 y 8 individuos.

Comparado con otros tucanes, no es la especie más violenta, sin embargo, durante la época de reproducción y cría se observa que puede tornarse un poco irritable y violento, si siente que su hogar y sus crías se encuentran amenazados por un invasor.

Esta ave hace sus nidos en las cavidades de los troncos de los árboles y su periodo de reproducción es desde finales de enero. La hembra pone de dos a cuatro huevos, de un color blancuzco, muy porosos y sumamente frágiles.

El tucancito negro acostumbra vivir en pequeñas comunidades, formadas por una cantidad de entre 10 y 15 miembros, aunque también puede optar por vivir únicamente con su pareja. Es una especie totalmente monógama, incluso, es sabido que, si la hembra muere, el tucán macho probablemente no vuelva a establecer relaciones con otra hembra.

En el periodo de incubación, es frecuente observar al macho y a la hembra trabajar por igual en el cuidado y calentamiento de los huevos. Al nacer los polluelos, es un trabajo compartido por ambos el hacerse cargo de alimentarlos y cuidarlos hasta que son capaces de abandonar el nido, después de transcurridas seis semanas desde su nacimiento.

¿De qué se alimenta esta especie?

En su estado salvaje, este tipo de tucanes se alimentan principalmente de frutas pulposas y sus semillas, bayas, insectos, huevos, crías de aves, ranas y hasta pequeños reptiles como lagartijas y serpientes.

En cautiverio se debe incluir en su dieta fruta picada y alimento balanceado con bajos niveles de hierro.

https://www.youtube.com/watch?v=tRbdZ85IVM4

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *