El cárabo chaqueño

El cárabo chaqueño

El cárabo chaqueño, es un ave rapaz, que también recibe el nombre de cárabo del chaco o lechuza chaqueña. El nombre científico que se le otorga a esta ave es “Strix chacoensis”. Forma parte de la familia de las “Strigidae” y es originaria de Sudamérica. No se le reconocen subespecies en la actualidad.

El cárabo chaqueño

Comparte algo con el resto de las lechuzas, y es que es un ave que se asocia frecuentemente al misterio y a diversas creencias, entre ellas podemos encontrar que dicen que estas aves traen “mal agüero”, o vienen a traernos malas noticias. A pesar de estos rumores o creencias, la verdad es que estas aves, en realidad, colaboran con el control de plagas, debido a la caza, ya que principalmente se alimentan de roedores, lo que ha producido una disminución de esta plaga.

Se ha visto que, en la región cuyana de Argentina, donde es conocida con el nombre de “corl corl” y es en ese lugar donde la mayoría de los habitantes le tienen miedo debido a sus creencias supersticiosas y las ahuyentan con fervor cuando escuchan su canto en horas del crepúsculo, momento en el cual comienza su actividad.

Habitan en los bosques secos, subtropicales y matorrales, del Gran Chaco, en el norte de Argentina, sureste de Bolivia y suroeste de Paraguay.

Tamaño y características del cárabo chaqueño

El tamaño promedio del cárabo chaqueño es de entre 35 y 40 cm. Los machos suelen pesar entre 360 y 435 gramos, sin embargo, se sabe que las hembras son más pesadas, ya que pueden alcanzar un peso de entre 420 y 500 gramos, siendo el peso la principal diferencia entre los machos y las hembras.

Se observa que tienen un disco facial de color blanco, que resalta mucho. No obstante, lo más vistoso del cárabo chaqueño son las plumas de todo su cuerpo. En su nuca, pecho y abdomen, su plumaje presenta una combinación de color blanco con negro, y forman una secuencia anillada. En sus alas se presenta el mismo patrón, aunque el color negro es más pronunciado. En el vientre y en sus patas, se nota un pronunciado color canela.

¿Dónde vive el cárabo chaqueño?

Es un ave originaria de América, que principalmente se encuentra en Argentina, Bolivia y Paraguay.

En Argentina, se distribuye en los territorios de las provincias del norte y centro del país, y en las provincias del Noroeste y Cuyo, en ambientes de bosques y sábanas de tipo chaqueño. Los lugares más comunes en los que podemos ver a la lechuza chaqueña son Catamarca, Chaco, Córdoba, Formosa, Jujuy, La Pampa, La Rioja, Mendoza, Salta, San Juan, San Luis, Santa Fe, Santiago del Estero, Tucumán. Por lo general, habitan en el Chaco, tanto húmedo como seco, en montes de llanuras y mesetas, en monte de sierras así como en bolsones y en selvas de Yungas.

Es una lechuza de monte. Su ambiente típico comprende ambientes con bosques de algarrobo y vegetaciones xerófilas. Estos ambientes parecen ser los más adecuados para el refugio y la alimentación de esta especie, y por esto demuestran preferencia hacia ellos.

Comportamiento del cárabo chaqueño

Es un ave que, al igual que otros miembros de la familia de las lechuzas, presenta hábitos nocturnos. Es un ave rapaz, y tiene métodos de caza similares a las de sus parientes, y se ha observado que el cárabo chaqueño espera a que su presa esté tranquila y sin ninguna sospecha, para así poder realizar su ataque y devorarla completamente.

Su época de reproducción se da alrededor del mes de octubre, por lo general, usan el nido que otras especies de aves hayan dejado abandonados, o que puedan ser expulsadas, o buscan cavidades para anidar. La nidada está compuesta de aproximadamente 3 huevos y la incubación de los huevos dura alrededor 35 días, y es tarea exclusiva de la hembra. Los pichones abandonan el nido después de que cumplen el mes y medio de vida, tiempo en el cual ya comienzan a ser independientes y a vivir por su cuenta.

Tienen la habilidad característica de las lechuzas para mover el cuello alrededor de 360°, y son poseedoras de un sentido de la vista muy desarrollado, el cual facilita la búsqueda y ubicación de alimento. Su vuelo lento y silencioso facilitándole la caza y el elemento sorpresa para atrapar a sus presas.

Cárabo chaqueño

¿De qué se alimenta esta especie?

Principalmente, la dieta de la lechuza chaqueña consiste en mamíferos de pequeños tamaños, así como insectos, entre los que destacan los escarabajos, escorpiones, arañas, ciempiés y ciertos reptiles. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *